Archive for agosto, 2009

Comunicación dentro de la Familia (parte 3)

Obstáculos para una buena comunicación:

Photobucket

     Conocer estos elementos de la comunicación nos puede ayudar a estar atentos cuando se producen nudos comunicativos. Entre ellos está el hecho de que la comunicación se dificulta cuando creemos que podemos adivinar lo que piensa, siente o desea otra persona. Muchos malos entendidos ocurren porque no aclaramos lo que esperamos de una situación. Expresar las expectativas mutuas permite que el otro sepa a qué atenerse y se sienta seguro en la relación.

     Mantener el mito de que los otros pueden adivinar mis necesidades sólo lleva a producir acumulación de rabia y frustración en las personas, porque se interpreta la falta de adivinación como falta de cariño o de preocupación.

     Hay ciertas conductas o actitudes que impiden una buena comunicación:

  • Malinterpretar o escuchar parcialmente: Oímos lo que queremos oír y vemos lo que queremos ver. El escuchar a medias también se da si cambiamos de tema o nos ponemos a hacer otra cosa que interrumpa la conversación.
  • Descalificar o criticar: Ocurre cuando disminuimos o rebajamos al otro, resaltando diferencias de edad, capacidad; también cuando utilizamos burlas, ironías o críticas a ciertos aspectos de su personalidad. Es un juicio negativo del otro, con lo que éste se sentirá inseguro, dudando de sí mismo y de sus capacidades.
  • Creer que siempre se tiene la razón: Con esto, nos cerramos a escuchar la opinión de los otros y más bien nos centramos a aconsejar desde nuestra propia experiencia. Generalmente, esto se hace con la mejor de las intenciones, pero bloqueamos la posibilidad de escuchar el punto de vista del otro. Además, si un niño tiene problemas, necesita ser escuchado más que recibir consejos.

FUENTE: UNICEF

24/08/2009 at 6:10 pm Deja un comentario

Comunicación dentro de la Familia (parte 2)

Un aspecto clave para una buena comunicación es ponerse en el lugar del otro, en este caso de nuestros hijos, esto es lo que conocemos como empatía. Cuando somos empáticos validamos al otro y sus sentimientos, por lo tanto, le demostramos que es una persona importante y que sus sentimientos son válidos.

Photobucket

Escuchar de forma activa y ser empáticos con nuestros hijos desde pequeños, fomenta su confianza, con lo cual ellos van a contar sus cosas y recurrir a sus padres cuando necesiten ayuda. Esta confianza adquirida puede fortalecer la relación cuando este niño llegue a la adolescencia, periodo en el que las dificultades para comunicarse tienden a ser mayores.

La empatía requiere una pausa antes de reaccionar, dándose un tiempo para captar los sentimientos, opiniones, valores y necesidades del otro. Útil para los padres es recordar cómo se sentían ellos a la edad de sus hijos, cuáles eran sus intereses, etc.

Otro factor importante para construir una buena comunicación familiar es el humor. Las dificultades y torpezas de la vida cotidiana se toleran de mejor manera cuando se viven con un humor sano y liviano. Esto implica saber reírse de uno mismo, no significa reírse de los demás.

FUENTE: UNICEF

05/08/2009 at 6:47 pm Deja un comentario


Dirección: Av Walker Martínez 1457 La Florida

Únete a nuestra Página

Agenda

agosto 2009
L M X J V S D
« Jul   Sep »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Estadísticas

  • 267,310 visitas

Convenios con instituciones e Isapres

 photo 97e48413-6a3c-4d9e-9fc6-2cadd8b9b3e1_zps5fb4f86e.jpg

Licencia

Creative Commons License
Esta obra es publicada bajo una licencia Creative Commons.