Posts tagged ‘Fonoaudiología’

Sugerencias para la Estimulación del Lenguaje en Niños

     En lo que refiere al Lenguaje, lo importante es el estímulo constante, sistemático, adecuado a las condiciones del niño y su familia, desde las etapas más tempranas del desarrollo. A continuación, presentamos una serie de sugerencias para la estimulación lingüística de su hijo:

Photobucket

  • Es muy importante permitir situaciones de interacción comunicativa, conversando con él de temas de su interés (juguetes, dibujos animados, programas de televisión, comidas, etc.). Apoyen la conversación con dibujos, láminas, revistas, catálogos de supermercado y/o fotos de personas familiares.
  • Establezcan espacios de interacción y juego diariamente en un horario definido, especialmente cuando su hijo se encuentra descansado, sin obligarlo a hacer actividades que no sean de su interés.
  • Es importante que dentro de sus juguetes existan objetos figurativos o representativos de la realidad, independiente del sexo, (figuras humanas, animales, tazas, platos, medios de transporte, prendas de vestir, etc.) y materiales para trabajar con las manos (plasticina, lápices de colores, papel, etc.). También se recomienda contar con libros de cuentos coloridos y dibujos atractivos para que le cuente historias (más que leerlas se sugiere que uds. las inventen).
  • Clasifiquen juntos los juguetes, dejando en una misma caja todos los animales, en otra los personajes humanos, etc. Una vez terminado el juego, juntos guarden donde corresponde cada objeto.
  • Vayan de paseo a distintas partes (el supermercado, la feria, el zoológico, etc.), y comente con él  todo lo que ven (háblenle con frases sencillas, gramaticales y con palabras bien articuladas), sin importar si su hijo(a) no le responde. Hagan el ruido y los gestos de los animales, medios de transportes, etc. Siempre nombren los objetos del mundo correctamente (auto y no “papú”) y enséñenle el nombre de los objetos nuevos que va conociendo.
  • Siempre explíquenle para qué sirven los objetos y qué características tienen (por ejemplo: ¡mira un calcetín!… es para abrigar tus pies… es de lana… tiene dibujos, etc.).
  • Permitan que el niño se exprese, que pida cosas, que reclame, etc. No le pasen todo a penas llore, grite o apunte. Traten de que pida con la mano (dame).
  • Enséñenle a escuchar el silencio, la música, los ruidos, las voces de los otros (primero haga el gesto de silencio y luego el de escuchar). Es bueno que aprenda canciones sencillas, como por ejemplo las manitos.
  • No le corrijan su expresión oral. Es bueno darle la oportunidad de que se exprese como pueda, sin burlarse de él ni imitarlo. En vez de corregir, aporten nueva información a lo que su hijo dijo y articulen bien cada palabra (por ejemplo si el niño(a) dice: “ato feo”, uds. pueden decir: “¡si!, este auto es muy feo”).
  • Pónganle atención cuando hable, mirándolo(a) a los ojos, sin interrumpirlo cuando esté contando algo ni retarlo(a).
  • Favorezcan su participación en actividades de carácter social (jardín infantil, grupos de amiguitos, actividades manuales, etc.).
  • Si corresponde, castíguenlo, privándolo de aquellas cosas o actividades que le agraden. No use el castigo físico.

     Es importante que  tomen en cuenta estas recomendaciones, ya que depende de esto, en gran medida, los diferentes avances que presente.

Anuncios

01/04/2013 at 11:36 am Deja un comentario

Trastornos de la Voz en los Profesores

Fonoaudióloga Tamara Allende

      Los trastornos de la voz, comúnmente conocidos como disfonías, se originan por un mal funcionamiento del sistema fonatorio (laringe y cuerdas vocales) y desencadenan alteraciones en la producción de una voz adecuada según las características de edad y sexo. Dichas alteraciones pueden darse a cualquier edad y afectar a personas de distinto género, edad y cultura. No obstante lo anterior, existen poblaciones que son más sensibles a padecer de dichas alteraciones: los niños y los profesionales de la voz.

Photobucket      Cuando hablamos de profesionales de la voz, nos referimos a todas aquellas personas, que utilizan la voz como medio de trabajo. Muchos de los individuos que pertenecen a este grupo, reciben formación acorde con las exigencias que realizan a su sistema fonador (cantantes, actores, locutores, entre otros), por lo que conocen los límites y pueden estar atentos a cualquier cambio en este.

      Sin embargo, existe otro grupo de profesionales de la voz, quienes no reciben la formación adecuada en relación a los cuidados que deben procurar  a la misma.  En este último grupo encontramos a los Profesores.

     La carrera de docente es una carrera que implica una fuerte exigencia en cuanto a la voz, y que en Chile, se acompaña de elementos que desfavorecen un correcto cuidado de la misma. Entre estos últimos podemos destacar elementos personales y ambientales, los cuales se describen a continuación:

  • Personales: Como se explico con anterioridad, los docentes en Chile no reciben formación académica respecto al buen uso de la voz y de los cuidados de la misma; es decir, carecen de conocimiento en técnica vocal, lo que  predispone la utilización de  técnicas compensatorias tales como gritar o forzar la musculatura del cuello, provocando daño al sistema de producción de la voz.  Además de lo anterior existen factores de riesgo en la población general, que pueden estar presentes también en los docentes, favoreciendo alteraciones del sistema, entre estas encontramos el consumo de tabaco, de alimentos muy condimentados, consumo excesivo de alcohol y de café, entre otras.
  • Ambientales: En nuestro país, muchos de los colegios se ubican en zonas especialmente ruidosas, lo que sumado a cursos numerosos (entre 30 y 40 alumnos), provoca que los docentes deban utilizar un volumen de voz excesivamente alto, para darse a entender en la sala de clases y llamar la atención de sus estudiantes. Otros factores a considerar son la acústica de la sala de clase, presencia de elementos irritantes del tracto respiratorio (polvo, alérgenos, etc) y duración de la jornada escolar.

     Cuando un docente presenta los factores de riesgo antes descritos podemos encontrarnos con consecuencias tales como irritación e inflamación de las cuerdas vocales  y /o esfuerzo e hiperfunción de la musculatura laríngea, las que repetidas en el tiempo pueden generar daño  estructural en el sistema fonador.

      Debido a los antecedentes antes descritos es que se vuelve de suma importancia, que todos aquellos profesionales que trabajan con la voz, y en especial el personal docente estén atentos frente a cualquier molestia en la zona de la garganta, o cualquier cambio en la calidad de la voz, y consulten a tiempo a los especialistas, fonoaudiólogo y otorrinolaringólogo. De esta manera logramos evitar trastornos mayores los que pueden llegar a requerir intervenciones quirúrgicas y licencias médicas prolongadas.

     La disfonía, no es un estado normal de nuestra voz, aún cuando las demandas vocales sean fuertes, por lo que si usted la padece con relativa frecuencia DEBE consultar.

 

14/10/2011 at 6:56 pm Deja un comentario

Dislalia en etapa escolar (parte 2)

Fonoaudióloga Tamara Allende

¿Qué se debe hacer?

 

     Una vez que nos damos cuenta que nuestros niños, en etapa escolar, presentan dificultades en la emisión de uno o varios fonemas, debemos acudir de forma inmediPhotobucketata al profesional especialista en el tema; en el caso de nuestro país, al fonoaudiólogo. Dicho profesional será el encargado de determinar las posibles causas y el tipo de error específico que se comete, para que, de esta manera, se genere el plan de intervención que guie al menor hacia la adquisición adecuada del fonema con dificultades.

      Es importante señalar que las dislalias pueden traer una gama importante de consecuencias negativas para el escolar al no ser tratadas. La primera de estas consecuencias, y en muchos casos la más importante para el menor, es el rechazo o las burlas de parte de sus pares, lo que puede repercutir en la apreciación de sí mismo y en la autoestima. Pero no debemos olvidar, que la emisión de un fonema de manera incorrecta se relaciona con una mala posición de la lengua al momento de la producción, lo que repetido en el tiempo durante la niñez y la adolescencia, puede desencadenar en alteración en el equilibrio de los músculos de cara y boca, provocando dolor e incluso cambios patológicos en la estructura de de la arcada dentaria, siendo el cambio más frecuente; mal posición de dientes en proceso de crecimiento y mordida abierta.

      En resumen, la dislalia es una patología que se caracteriza por una manera de hablar con errores en la articulación de uno o varios fonemas, impresionando el habla como la de un niño menor a la edad real. Se  presenta en etapas tempranas de la niñez, pero al no ser tratada puede mantenerse hasta la vida adulta, acarreando consecuencias negativas en distintas esferas del desarrollo.

16/08/2011 at 9:53 pm Deja un comentario

Dislalia en la etapa escolar (parte 1)

Fonoaudióloga Tamara Allende

Photobucket     En nuestro país, es bastante común encontrarnos en las escuelas y liceos con niños a los que les cuesta pronunciar determinados sonidos del habla. Estos niños tienden a reemplazar aquel sonido que le es más difícil por uno que le sea más fácil, o simplemente intentan pronunciarlo correctamente, sin lograrlo. Es así como podemos observar a Juan, quien cursa 4° año básico y que cambia el fonema /rr/ por el fonema /g/ en todas sus emisiones, es decir, palabras como /ratón/ o /rueda/ se transforman en /gaton/o /gueda/, respectivamente. En segundo lugar tenemos a Claudio, quien cursa 1° de enseñanza media, y que en vez de reemplazar el sonido /rr/ por otro, intenta decirlo pero, se aprecia un sonido extraño que se acerca a la /rr/ original, pero sin llegar a serlo.

En ambos casos podemos estar presentes frente a una dislalia de la etapa escolar.

     Según Pilar Pascual, el concepto de dislalia corresponde al trastorno en la articulación de los fonemas, ya sea por ausencia o alteración de algunos sonidos concretos, o, por la sustitución de estos por otros de forma improcedente. Se trata entonces de una incapacidad para formar correctamente ciertos fonemas o grupos de fonemas, tanto vocálicos como consonánticos.

    Cabe destacar que se habla de dislalia, sólo cuando estas dificultades persisten más allá del periodo de adquisición  de cada fonema; por ejemplo, en chile el fonema /rr/ se adquiere normalmente hasta los 5 años de edad, por lo tanto, un niño de tres años con dificultades en la pronunciación del mismo, se considera dentro del periodo de adquisición. Sin embargo si el mismo menor, continúa con dichas dificultades a los 6 o 7 años de edad, ya estamos frente a una dislalia. El periodo de adquisición es distinto para cada sonido del habla y para cada cultura. En nuestro país, el último sonido en adquirirse es la /rr/ por lo que un niño de 6 años ya debería ser capaz de pronunciar adecuadamente todos los sonidos de nuestro idioma.

     Se debe separar entre dos grandes tipos de dislalia, dependiendo de cuál sea la causa de la misma. Tenemos así, que cuando la dificultad en la articulación se encuentra dada por una alteración anatómica de los órganos que participan en el proceso de habla, estaremos frente a  una dislalia de tipo orgánico. Sin embargo cuando, a pesar de que todas las estructuras implicadas en el habla no presenten alteración anatómica, el menor no es capaz de manejar correctamente dichas estructuras para emitir los fonemas, hablaremos de una dislalia funcional.

     Es importante señalar que si estas dificultades nunca se han corregido a través de terapia formal, la dislalia puede permanecer incluso durante la adolescencia y adultez.

     ¿Qué se puede hacer? Será el tema que trataremos en un próximo post.

01/08/2011 at 9:53 pm Deja un comentario

El Lenguaje en los Adultos Mayores

Fonoaudióloga Tamara Allende

“Envejecer es como escalar una gran montaña: mientras se sube las fuerzas disminuyen, pero la mirada es más libre, la vista más amplia y serena

 

Características del lenguaje en envejecimiento normal

El envejecimiento es un proceso continuo, universal e irreversible, que  lleva a un decaimiento de las funciones de nuestro cuerpo.

Así como se ven afectados nuestros sistemas sensoriales, como la visión y la audición, o nuestro sistema motriz, debido a alteraciones musculares y óseas; nuestro cerebro también sufre cambios importantes, entre los que destacan la disminución del tamaño de nuestras neuronas, de las conexiones existente entre ellas y del metabolismo basal con el cual trabajan. Debido a lo anterior todas aquellas funciones que se alojan en nuestro sistema nervioso central tales como la memoria, la atención y el lenguaje, entre otras, sufren un enlentecimiento y no funcionan de manera tan eficiente como en nuestra juventud.

En lo que al lenguaje se refiere, el adulto mayor presenta dificultades principalmente para encontrar las palabras que quiere pronunciar, a pesar de conocerlas, fenómeno conocido como “de la punta de la lengua”.

 Dicho fenómeno lleva a que se demore mayor cantidad de tiempo en responder a preguntas o que comience a dar vueltas al tema como instrumento  compensatorio.

Además de lo anterior, los adultos mayores presentan dificultades para comprender estructuras gramaticales más complejas y discursos, y para elaborarlos. Dichas dificultades más que deberse a una alteración del lenguaje propiamente tal ,se debe a alteraciones que ocurren en otros sistemas cognitivos y que influyen en el rendimiento lingüístico, entre ellos: la atención, la memoria, y la capacidad de manejar y organizar información de mayor complejidad.

¿No hay nada que hacer para revertir esta situación?

Por supuesto que podemos tomar cartas en el asunto y favorecer un envejecimiento con mayor funcionalidad a nivel cognitivo.

Cuando nos imaginamos un cerebro debemos hacerlo como un órgano que tiene vida dentro de nuestro cuerpo y que responde a la estimulación que el medio le entrega.  Si realizamos una analogía podemos clarificar este hecho. Aquella persona que se debe quedar en cama por una gran cantidad de días, puede notar que cuando desea ponerse de pie, las piernas se sienten muy débiles, evidenciando un pequeño grado de atrofia. De igual manera, aquel cerebro que no se entrena comienza a sentirse más débil, y a responder de manera menos eficiente; Por lo tanto la mejor manera de enfrentar los cambios producidos por la edad, es precisamente esa; entrenar a nuestro cerebro.

Cómo reconocer alteraciones del lenguaje patológicas?

Debemos poner atención frente a las siguientes características en el lenguaje, las cuales nos alertan de una patología mayor:

  • Dificultades para comprender oraciones sencillas.
  • Cambia las palabras o inventa palabras nuevas para referirse a objetos cotidianos.
  • Realiza oraciones cortas y omite artículos, preposiciones.
  • No conjuga verbos al hablar.
  • Presenta dificultades importantes para articular los sonidos.
  • No logra repetir palabras u oraciones.

¿Qué debo hacer si reconozco alteraciones del lenguaje en mis adultos mayores cercanos?

En el adulto mayor con envejecimiento normal, podemos lograr un lenguaje más eficiente, mejorando considerablemente la calidad de vida, al trabajar en paralelo con otras funciones cognitivas.

En el adulto mayor con patología, la estimulación lingüística logrará en algunos casos revertir ciertas dificultades del lenguaje y en otros retardar la aparición de nuevos síntomas; con el fin de lograr un sistema de comunicación funcional con el medio que lo rodea.

En ambos casos, el camino comienza con una visita al neurólogo ó al fonoaudiólogo, los que sabrán orientarlo en relación a las características particulares que presente su familiar.

25/05/2011 at 7:56 pm 1 comentario

 

27/07/2010 at 5:26 pm Deja un comentario

Diagnóstico Fonoaudiológico

Fonoaudióloga Sandra Canales

     Para determinar un problema a nivel de la comunicación, el fonoaudiólogo realiza una evaluación que consta de tres etapas: evaluación clínica, aplicación de test y una anamnesis exhaustiva (entrevista al cuidador). Personalmente, esto lo realizo aproximadamente en tres sesiones, adaptando mi trabajo al paciente, su edad y la dificultad presentada.Photobucket

     El proceso terapéutico tiene como objetivo estimular, prevenir, ayudar o mejorar cualquier dificultad que afecte a la comunicación, es decir, que afecte a la audición, voz, habla y/o lenguaje.

      Por ejemplo, realizamos atención a :

  • Individuos con hipoacusia (uso de audífono)
  • Individuos disfónicos
  • Individuos con dislalias
  • Individuos con espasmofemia
  • Individuos con dificultad en el aprendizaje de la lectoescritura
  • Individuos con discapacidad intelectual
  • Individuos con síndrome de Down
  • Individuos con autismo (trastornos generalizados del desarrollo en general)
  • Individuos con dislalias
  • Individuos con problemas de lenguaje
  • Individuos con retraso en la aparición del lenguaje
  • Individuos con problemas de habla
  • Entre otros.

12/05/2010 at 7:48 pm Deja un comentario

Entradas antiguas


Dirección: Av Walker Martínez 1457 La Florida

Únete a nuestra Página

Agenda

diciembre 2017
L M X J V S D
« Abr    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Estadísticas

  • 281,834 visitas

Convenios con instituciones e Isapres

 photo 97e48413-6a3c-4d9e-9fc6-2cadd8b9b3e1_zps5fb4f86e.jpg

Licencia

Creative Commons License
Esta obra es publicada bajo una licencia Creative Commons.